Selección Colombia

Desidia: un síntoma cultural que nos toma de la mano en el fútbol… En todo

18 Nov. 2020 - 14:07 pm
Colombia sufrió frente a Ecuador / AFP
Colombia sufrió frente a Ecuador / AFP

Lo que vimos ayer de la Selección Colombia, más que penoso, no tiene un adjetivo que se ajuste a la falta de ganas que solo dejó a un equipo desbaratado ante un Ecuador que desnudó todos los defectos de nuestra ‘tricolor’.

Pero lo que más preocupa es la forma, no el resultado (que de por sí es bastante malo). Los jugadores no muestran actitud, solo una desidia que en dos partidos nos empacó nueve goles en contra y una angustia futbolística que parece no resolverse, al menos no con Carlos Queiroz. El entrenador portugués luce confundido en la Eliminatoria Sudamericana y aunque muchos esperaban su renuncia por ahora no va llegar.

¿Qué viene? Hasta marzo tendremos que esperar para saber qué va pasar con el equipo y se viene Brasil: el invicto, el equipo que lidera la tabla de posiciones y que muestra un fútbol brillante. Ante eso no podemos sino mirar al cielo y rezar para que las cosas mejoren. Porque juego hoy no hay.

Además, para sumarle a la desgracia, no contamos con identidad. Bastante grave es que nuestro entrenador se vea sin variantes para cambiar el ritmo de un partido y los jugadores caminan la cancha como si dejaran el amor propio en el camerino. ¿Por qué es tan difícil que el carácter nos salga a flote? Este parece un síntoma cultural que nos toma la mano desde años pasados, muchos años pasados.

Pidamos la renuncia de Queiroz, porque yo también creo que debe irse luego de tal humillación. Sin embargo, las cosas no van a cambiar por un técnico. Las cosas se hacen mal hace mucho tiempo desde todos los aspectos… Ustedes saben cuáles.

Solo esperemos que los futbolistas despierten y recuerden que juegan por un país. El mundial es el sueño de Colombia como para que prendamos el televisor para ver a jugadores profesionales caminar la cancha sin espíritu deportivo.

Ricardo Moreno
Ricardo Moreno Rivera